Yoga Cinco elementos

Tierra, Agua, Fuego, Aire y Éter

Yoga Cinco Elementos

Asanas, pranayama i meditación










Las asanas nos dan la fuerza del arraigo a la tierra de la que nos nutrimos, la que nos sostiene.

El agua refleja la fluidez que experimentamos con el yoga, junto con la flexibilidad y la capacidad de adaptación.

El fuego nos vitaliza. Las posturas nos dan energía, calientan, nos hacen expulsar toxinas, extraen "la negatividad".

El aire es el elemento que interactúa con el cuerpo a través de la respiración. El yoga facilita que este elemento llegue a cada célula para que respire con calidad.

El éter es el espacio de la vida. Sin espacio no hay crecimiento, no hay desarrollo. La experiencia del yoga a través de la distensión y el estiramiento crea espacio  en nuestro interior, y nos lleva a un estado de libertad.

Tierra

Instinto, arraigo

Agua

Emociones, sentimientos

Fuego

Poder personal, cambio

Aire

Integración, forma

La tierra se disuelve en el agua. El fuego, transmuta la mezcla, cuece ese barro al que el aire moldea, da forma y  la regala al éter, la esencia de todos los elementos.

Cuando se armonizan los cinco elementos, entramos

de manera natural, en la quietud de la meditación